Home / A dónde vamos / Venzone, el pueblo que revive a sus muertos

Venzone, el pueblo que revive a sus muertos

venzone

En la catedral de San Michelle, en Venzone, Italia hubo una tradición muy extraña que comenzó con un aparente milagro. Durante unas obras en el cementerio de la capilla, salió a la luz un cuerpo enterrado desde hacia décadas que permanecía en un estado de conservación increíble.

En tiempos en el que la religión era lo que regía la vida, no hubo campo para la investigación. El suceso se creyó un milagro, esto ocasionó que se organizara una ceremonia en la que el más fuerte de la familia abría el sarcófago y sacaban a su difunto. Los vestían con ropas nuevas y los adornaban con flores para caminar con ellos por los jardines recordando sus historias.

El cuerpo de la mayoría de los difuntos es reconocible porque su cuerpo está momificado.

venzone4

Una tradición que pareciera más ficción que realidad, en realidad, un apego tétrico al pasado.

Los franceses, con la invasión napoleónica en 1797 quedaron impresionados con tal milagro. Incluso se cuenta que Napoleón visitó el pueblo para conocer a la primer momia, la que se llamaba “la mummia del Gobbo”. Los franceses se llevaban pedazos de su cuerpo como amuletos de la suerte.

Pero unos años después de dispusieron a encontrar la explicación científica. Entre 1825 y 1891 se extrajeron más de cuarenta momias y se llevaron a investigar a la Universidad de Padua y al Museo de Viena. Durante años, los cuerpos fueron la atracción turística para los morbosos que querían conocer la tradición.

En 1976 un terremoto acabó con una gran parte de las momias conservadas.

Pero ¿qué era lo que hacía que los cuerpos se mantuvieran como momias? Venzone es un pueblo construido sobre roca caliza, entre las piedras atraviesan torrentes de aguas muy alcalinas. Lo alcalino evita la putrefacción, pero no podría ser esto la sola razón de que los cuerpos se hayan manteniendo tan bien porque hay otros lugares con este fenómeno.

venzone2

La realidad es que lo que mantenía los cuerpos era un hongo antibiótico muy poderoso llamado Hipha Bombicina Pers.

Actualmente hay un museo de Venzone en la cripta de la catedral en la que hay algunos cadáveres olvidados.

Recibe lo mejor de Un día más Culto en tu mail
Suscríbete a nuestro newsletter y recibe nuestro mejor contenido

Dejar un comentario

Desplazar hacia arriba