Home / Historia / El arte de la alquimia

El arte de la alquimia

piedra filosofal

Lo que más intrigó a la humanidad en sus inicios fue la transformación de la materia. Al hombre primitivo le apasionaba saber cómo era el proceso responsable de que la nube se convirtiera en agua, la semilla en árbol o la madera en ceniza. Estas inquietantes observaciones, lo impulsó a experimentar principalmente con el fuego, ya que éste proveía resultados inmediatos.

alquimistas

Con el fuego dominado, comenzaron a purificar y moldear los minerales, tales como el cobre, la plata y sobre todo, el oro. Una de las principales metas fue conseguir éste último, alterando materiales de un menor valor. A las personas que buscaban lograrlo se les llamó alquimistas, pero ellos no sólo estaban interesados en el metal precioso, también intentaban modificar su propio interior para alcanzar un estado espiritual supremo.

Para conseguirlo necesitaban de la Piedra Filosofal que, según los alquimistas, era la sustancia necesaria para convertir cualquier material en el preciado oro, y que brindaría a su poseedor vida eterna. Muchas personas piensan que Nicolas Flamel, alquimista francés, logró elaborarla, aunque en realidad no se ha podido verificar su existencia.

alquimistas2

A lo largo de la historia, los alquimistas fueron tachados de farsantes a pesar de que sí descubrieron algunos de los elementos que seguimos usando hoy en día, como el ácido clorhídrico y sulfúrico. Sus investigaciones son las causantes de diversos avances en la industria, sobre todo en la farmacéutica, cosmética, entre otras.

Tal vez los alquimistas jamás transmutaron otros materiales a oro, pero definitivamente cambiaron nuestro presente.

Recibe lo mejor de Un día más Culto en tu mail
Suscríbete a nuestro newsletter y recibe nuestro mejor contenido

Dejar un comentario

Desplazar hacia arriba