Home / Hoy Toca / Vinos: tipos de uvas y sus características

Vinos: tipos de uvas y sus características

uva¿Recuerdas algún momento especial, con tus seres queridos alrededor de una mesa llena de deliciosos platillos? Seguramente estaba presente un invitado muy especial, el vino. Tal vez lo primero que hiciste fue tomar la copa y mover suavemente el vino para ver si pintaba un rastro y olerlo, sin saber por qué, simplemente lo tenías que hacer. Bebiste una o dos más y te encantó su sabor. Pero ¿realmente sabes qué es lo que hay detrás?

Cada vino tiene características especiales que le son dadas por el tipo de uva utilizada para su elaboración. Existen dos tipos fundamentales de uvas para hacer vino: las blancas y las rojas. Los vinos hechos de uvas blancas no son tan apreciados por el público general, como son los provenientes de uvas rojas.

Los vinos tintos gozan de una aceptación casi unánime entre los aficionados de esta bebida, y la prueba está en la cantidad y variedad que ofrece el mercado en relación a los otros tipos. A continuación conocerás algunas de las uvas tintas más populares en las bodegas del mundo, y los tipos de vinos que generan.

El origen de la uva también conocida como Shiraz, Sirah o Syrac, produce alto contenido de taninos y un color violáceo intenso. Los aromas más comunes son los de violetas. Es una uva ideal para el envejecimiento, y las bodegas que la emplean van desde Australia hasta México pasando por media Europa.

El Tempranillo es la uva más famosa y la más explotada de España debido a su baja acidez y baja presencia de azúcar. Su color es rojo rubí y sus aromas más representativos son los de frutos del bosque, bayas, ciruelas y tabaco. Tiene una alta capacidad de envejecimiento, lo que la hace ideal para su maduración en barricas. También es usada en Portugal y algunos países de América.

Originaria de Borgoña en Francia, la Pinot Noir es muy utilizada en la región de Champagne. Produce vinos de intensidad media, de color rojo rubí cuando son jóvenes, y terracota u ocre en su maduración. Muestra aromas minerales, a cereza, grosella y ciruelas de forma generalizada. Se emplea en muchas regiones del mundo y es recomendada para la crianza en barrica.

Muchos de los grandes vinos están fabricados con Merlot, una de las uvas más famosas, versátiles y adaptables, ya que la mayoría de sus vinos tienen un sabor frutal. El color violeta es el más común y es uno de los vinos más indicados para acompañar la comida, ideal para la crianza en barrica.

La Cabernet Sauvignon es la uva roja más famosa del mundo, muy utilizada por su color intenso y su estabilidad. Los aromas más típicos nos recuerdan a violetas. Su color es rojo intenso y es ideal para acompañar platos de carne y salsas espesas. Es consumida y cultivada en prácticamente todos los países donde se produce vino.

La uva Nebbiolo es originaria del Piemonte italiano y da vinos con gran presencia. Cuando el vino es joven presenta aromas a cereza y tienen un alto contenido alcohólico. El color en su juventud es púrpura o magenta con cierta traslucidez; los vinos maduros muestran tonos rojo granate. Se cultiva principalmente en Italia y en los últimos años en Estados Unidos y México. Se sugiere para acompañar platos pesados y complejos, así como carnes y pastas con salsas espesas.

Las uvas blancas, también dan sabores, colores y olores deliciosos de vinos en los que se enlistan los siguientes:

La fama del Chardonnay se debe a la adaptabilidad que presenta y su capacidad para hacer casi cualquier tipo de vino, ya sean jóvenes, maduros o espumosos.

La Sauvignon Blanc se emplea principalmente para realizar vinos jóvenes aromáticos. Se utiliza en la elaboración de la Cava y es cultivada en viñedos de medio mundo.

El Verdejo es de origen español, uno de los más antiguos para fabricar vino. Los tonos que muestran son amarillos verdosos y su aroma es frutal. Es persistente en la boca y una bebida perfecta para una tarde.

El Riesling es difícil de cultivar y una de las más buscadas por el consumidor. Da vinos con acidez equilibrada y un dulzor medio que la hacen muy versátil a la hora de tomarlo. Con ella se fabrican todo tipo de vinos blancos.

La uva Sémillon produce vinos dulces y secos. También es empleada en la elaboración de vinos con un alto contenido alcohólico y con intensos aromas florales.

El vino es un invitado permanente en nuestras vidas. Lo hemos consumido desde niños no solamente al ingerirlo, sino al verlo, conocerlo tocarlo. Con el vino nuestras madres cocinan, es una carta de invitación a los amigos a la casa, es un remedio contra los disgustos del corazón y la mejor compañía de quien es feliz pues como algunos dicen, “cualquier felicidad fuera del vino, es pura fantasía”

Recibe lo mejor de Un día más Culto en tu mail
Suscríbete a nuestro newsletter y recibe nuestro mejor contenido

Dejar un comentario

Desplazar hacia arriba