Home / Salud / La vida de las células

La vida de las células

Estar vivo significa que nuestras células siguen creando copias de sí mismas mediante el crecimiento y su posterior división en dos. No todas las células son iguales, simplemente hemos de considerar que existen al menos unas 10 millones y quizá más de 100 millones de especies distintas de organismos vivos en el mundo.

Nuestro cuerpo alberga 37,200 millones de células aproximadamente y éstas se regeneran cada 7 o 10 años, y aunque algunas viven unas cuantas horas, otras viven por décadas.

Por ejemplo, las células de los lentes de nuestros ojos vivirán tantos años como duremos nosotros. Pero las células de nuestro cerebro tienen una vida potencial más larga que la que nosotros mismos logremos tener. Es decir, podrían estar vivas ¡por más de 200 años!

Pero el contrario, las células más efímeras son las que recubren el interior del intestino delgado, las cuales se ocupan de absorber y digerir infinidad de pequeñas moléculas. Estas células viven entre dos y cuatro días. Las células del estómago, también tienen una vida breve y se regeneran entre dos y nueve días.

Las células del hígado, los hepatocitos, encargados de producir bilis que resulta esencial en la digestión intestinal de las grasas, se regeneran entre seis meses y un año.

En la sangre, los leucocitos más abundantes que son los neutrófilos, se renuevan de uno a cinco días y las plaquetas cuya función es la de facilitar la cicatrización de las heridas, viven tan solo 10 días. Los glóbulos rojos, felizmente viven hasta 4 meses.

Las células del cuello uterino tienen 6 días de vida. Las células que remodelan el hueso se renuevan cada dos semanas. Aproximadamente 10% del tejido óseo se renueva cada año. Los espermatozoides, cada dos meses.

Las que menos se renuevan son los adipocitos, células que almacenan reservas de grasa, que lo hacen cada ocho años; las musculares, cada quince; y los cardiomiocitos, células musculares del corazón, experimentan una renovación de entre un 0,5% y un 10% al año. Las neuronas del sistema nervioso central apenas se renuevan; la excepción es el recambio diario de unas setecientas células de un área muy concreta, el hipocampo, esa zona repone un 0,6% de sus neuronas al año. Así, en promedio, el cuerpo se renueva entero cada 15 años.

No obstante y pese a que las células se regeneran, irremediablemente tú envejeces porque los procesos implicados en la regeneración, progresivamente se vuelven poco fiables con el paso del tiempo. Específicamente el ADN que lleva las instrucciones para los procesos celulares, tristemente se daña y en consecuencia, eventualmente impide la división celular.

Recibe lo mejor de Un día más Culto en tu mail
Suscríbete a nuestro newsletter y recibe nuestro mejor contenido

Dejar un comentario

Desplazar hacia arriba