Home / Salud / Los genes en las enfermedades mentales

Los genes en las enfermedades mentales

genes

Un estudio de Nature Neuroscience descubrió recientemente que la esquizofrenia, depresión y desorden bipolar tienen más en común de lo que se pensaba antes. No solo se conectan por los genes que comparten, las mutaciones genéticas relacionadas en ellas también trabajan juntas para gobernar la inmunidad, las señales del cerebro y la función del genoma. El nuevo estudio puede significar que todos estos desórdenes se podrían curar con una sola medicina.

Este es el primer estudio que muestra la superposición genética entre los desórdenes psiquiátricos y los caminos importantes para su tratamiento, explica Peter Holmans, un bioestadista de la King’s College London y un co-autor del estudio. Lo que esencialmente, traduce la información genética en un mapa para el descubrimiento de una medicina.

De acuerdo a los Centros de Control y Prevención de Enfermedades el 50% de los adultos desarrollarán una enfermedad mental en su vida. La mayoría de las personas diagnosticadas con una de estas enfermedades, no están bien tratadas o de plano no cuentan con un tratamiento. El costo de estos tratamientos es demasiado caro.

Como este es el primer estudio en demostrar la relación mecánica entre estos desórdenes, se necesita más investigación para encontrar cómo funcionan las enfermedades mentales en el cuerpo, explica Holmans.

En su estudio, Holmans y su equipo analizaron a 60,000 personas, 33,000 de ellas tenían un diagnóstico de un desorden psiquiátrico y el otro 28,000 no. Los participantes permitieron que los investigadores examinaran los genes que actúan en conjunto en el cuerpo. Al comparar los dos grupos, los investigadores apuntaron a encontrar sí había caminos con una mayor proporción de mutaciones genéticas relevantes a las enfermedades psiquiátricas. Después pusieron en orden los caminos por su contribución al riesgo de cada enfermedad, incluyendo, depresión, esquizofrenia y desorden bipolar. Así se dieron cuenta cuáles eran los más repetidos en los múltiples desórdenes.

Los resultados descubrieron más allá que las meras las funciones del genoma, en realidad se dieron cuenta que las mutaciones se juntan para trabajar en procesos esenciales del cuerpo como la inmunidad y las señales del cerebro.

El siguiente paso es ver si el conjunto de síntomas de los desórdenes psiquiátricos están relacionados con ciertos patrones del cuerpo. Ese análisis puede llevar a desarrollar medicinas con un objetivo de síntomas específicos en más de un desorden.

Pero algo importante a notar es que los genes no son los únicos que juegan un papel importante. La experiencia de vida de la persona puede desarrollar el riesgo de una enfermedad mental seria.

[The Verge]

Recibe lo mejor de Un día más Culto en tu mail
Suscríbete a nuestro newsletter y recibe nuestro mejor contenido

Dejar un comentario

Desplazar hacia arriba