Home / Historia / ¿Por qué febrero tiene 28 días?

¿Por qué febrero tiene 28 días?

 

Para empezar, hay que recordar que nuestro calendario es gregoriano y los nombres d ellos meses provienen del calendario romano. El primero fue realizado por Rómulo, fundador de Roma. Este calendario contaba con 10 meses, empezando por marzo.

 

Los meses tenían entre 30 y 31 días, pero sólo sumaban 304 días, por lo que los 61 restantes eran denominados como invierno y no estaban asignados a ningún mes, sólo pasaban.

 

En el año 713 a.C. el rey Numa Pompilio reorganizó el calendario añadiendo lanuarius y febrarius. Aunque mejoró la proporción de los días, aún no era viable ya que se tenía que añadir días de vez en cuando.

Fue hasta el 45 a.C. que Julio César ajustó el calendario a 365 días haciendo que los meses tuvieran 30 o 31 días, excepto por febrero que, al ser el último en agregarse al calendario, quedó fuera de la repartición de días. Este año duró 445 días para ajustarlo.

 

Todo parecía bien, pero los años bisiestos eran cada 3 años, por lo que quedó de nuevo descompensado el calendario. Augusto lo arregló 36 años más tarde, estableciendo el año bisiesto cada 4 años.

Aunque actualmente sigue sin ser perfecto, no hemos tenido la necesidad de regularlo nuevamente, ya que se acumula un día de desfase cada 3,300 años.

Recibe lo mejor de Un día más Culto en tu mail
Suscríbete a nuestro newsletter y recibe nuestro mejor contenido

Dejar un comentario

Desplazar hacia arriba